Mantenerme informado
Quería ser informado

Suscríbete a nuestro servicio de alertas por correo electrónico.

Síguenos:

PRUEBAS PARA LA VUELTA A LA NORMALIDAD

El primer paso para recuperar la normalidad es conocer de qué forma ha afectado esta situación excepcional a nuestra salud. Esto nos permitirá tomar las medidas necesarias para poder así alcanzar de nuevo el equilibrio y volver a desarrollar nuestras funciones vitales con el máximo rendimiento.
Conocer nuestro estado de salud actual nos permitirá actuar de manera precisa sobre aquellos desajustes o deficiencias que padezcamos.

Para ello, el Test Vitamina D y el Test Vuelta a la Normalidad evalúan los principales parámetros bioquímicos que han podido verse alterados por la situación vivida.

Analiza si nuestros niveles de Vitamina D son correctos. La vitamina D se encarga de metabolizar el calcio y el fósforo haciéndola imprescindible en el mantenimiento de nuestra salud ósea. También participa en el crecimiento y maduración celular y fortalece el sistema inmune, ayudando a prevenir determinadas infecciones.

Las dos fuentes principales de Vitamina D en nuestro organismo son, en mayor medida, la exposición solar (síntesis cutánea inducida por la radiación ultravioleta-B o UVB) y, en menor medida, la obtenida a través de nuestra dieta. De esta forma, la exposición a la luz solar se convierte en un factor imprescindible para la síntesis de esta vitamina en nuestro organismo. Una baja exposición al sol puede reducir nuestros niveles de este nutriente de forma considerable; por lo que reconocer los síntomas asociados a un déficit de Vitamina D resulta importante para tomar las medidas necesarias y evitar el desarrollo de enfermedades.

Incluye el Test Vitamina D y los parámetros que se detallan a continuación:

  • CALCIO: además de ser parte fundamental de nuestro sistema óseo, interviene en otras funciones vitales para el correcto funcionamiento del organismo, siendo esencial en la transmisión de señales entre las células y el correcto funcionamiento de los músculos, el sistema nervioso y el corazón, así como para el proceso de coagulación de la sangre. Un déficit de vitamina D podría implicar también niveles insuficientes de este mineral.
  • NIVEL DE ESTRÉS: analizar los niveles de cortisol y DHEA-S nos permite conocer el nivel de estrés que padecemos en nuestro día a día. Vivir una situación de estrés supone una alteración en el conjunto de los procesos metabólicos y afecta negativamente al sistema inmune con el tiempo.
  • PERFIL LIPÍDICO: el colesterol y los triglicéridos son unos compuestos lipídicos esenciales para el organismo; no obstante, su acumulación en exceso en los tejidos corporales puede provocar enfermedades cardiovasculares, entre otras patologías.
  • SELENIO: mineral indispensable que contribuye al buen funcionamiento de nuestro organismo, realiza funciones antioxidantes e interviene en el metabolismo de los lípidos. Tener un déficit de este mineral afecta a nuestro estado de ánimo y puede alterar las funciones de la glándula tiroides, la cual interviene en el metabolismo de nuestro organismo.
  • PERFIL HEPÁTICO: se analizan los niveles de una serie de enzimas (ALT, AST, GGT) para evaluar posibles lesiones, infecciones o la inflamación del hígado.
  • INFLAMACIÓN: la inflamación es la forma que tiene nuestro cuerpo de proteger nuestros tejidos ante una lesión o infección. Esta reacción puede causarnos dolor o hinchazón en la zona afectada o, por el contrario, no manifestar ningún síntoma a corto plazo. Medir los niveles de la proteína PCR permite detectar si padecemos algún proceso inflamatorio.
  • TRIPTÓFANO: aminoácido esencial que nuestro cuerpo utiliza para producir melatonina, hormona encargada de regular el ciclo del sueño. También contribuye a la producción de niacina o vitamina B3, ayudando así al correcto funcionamiento del aparato digestivo, la piel y los nervios.
  • NIVELES DE AZÚCAR: cuando los niveles de azúcar se ven alterados de manera continuada se pueden producir problemas graves, siendo la diabetes uno de lo más relevantes.

 

Los resultados se presentan en un informe fácil de interpretar con información útil y detallada sobre:

  • Información relevante sobre los parámetros analizados
  • Comparación de tu índice en relación al índice normal de los marcadores analizados
  • Recomendaciones dietéticas personalizadas, así como de otros factores de tu estilo de vida.
  • Listado de alimentos recomendados para equilibrar los índices

 

El Test Vitamina D y el Test Vuelta a la Normalidad está recomendado para:

  • Personas que hayan sufrido un desajuste extremo en su estilo de vida, actividad física y/o nutrición
  • Todas aquellas personas que deseen controlar y gestionar de forma proactiva su salud

 

SYNLAB     Copyright © 2011-2020 SYNLAB. Todos los derechos reservados
Síguenos en:  
criado por mediadetails - comunicação interactiva
Queremos asegurarnos de que disfrute navegando por nuestro sitio web y tenga una experiencia grata. Por lo tanto, este sitio web pone « cookies » en su ordenador para recabar información sobre el uso que hace de él. Haga clic en el botón « Aceptar » para indicar que está de acuerdo con el uso de cookies en este sitio web.

Consulte nuestra Declaración de Privacidad de los Datos y nuestra Política de Cookies para obtener más información al respecto.
Política de Cookies
Aceptar